Contorno de ojos Sisbela Mercadona, mi opinión

Mercadona llegó a nuestras vidas para quedarse. El supermercado español se ha sabido ganarse al público con productos especializados que han conquistado a sus consumidores. Por eso, cuando se atrevió con los cosméticos de marca propia, era cuestión de tiempo que sucediera lo mismo. Sus buenas críticas es lo que me ha llevado a probar suerte con el contorno de ojos Sisbela.

Ya había usado otros productos de la marca, como la famosa crema a 5€ que inició todo el ascenso a la fama, y mi experiencia siempre ha sido bastante aceptable. Y ahora que mi contorno de ojos habitual se estaba agotando, me parecía una buena oportunidad para probar este cosmético.

Contorno de ojos Sisbela Mercadona, mi opinión

De entrada me llamó la atención su económico precio y que asegura reducir las arrugas a la vez que funcionaba de antiojeras y proporcionaba una buena hidratación que reduce las bolsas. Vamos, que parecía tenerlo todo.

¿El resultado es tan eficaz como promete o es puro marketing? Os lo cuento en este análisis detallado, en el que os hablo de mi experiencia tras haberlo usado durante varios meses.

Contorno Sisbela: Los ingredientes de la crema

Lo primero en lo que debes fijarte a la hora de comprar cualquier producto es en los componentes que contienen, para asegurarte de que sean lo más naturales posibles.

En este caso, la crema destaca porque contiene vitaminas A y E, extracto de artemia salina (que estimula el metabolismo), glicosaminoglicanos (que ayudan a reducir las bolsas, las patas de gallo y las arrugas), olive active maslínico (repara y redensifica la piel) y péptidos (proporcionan un efecto instantáneo de rellenador de arrugas).

También encontramos entre sus ingredientes caléndula, centella asiática, biloba, ginkgo y cafeína pura, que son capaces de estimular la circulación en la zona en la que se aplican, en este caso, ayudando a disminuir las ojeras.

En general son elementos eficaces, pero me preocupa que se traten de activos poco concentrados y que encontremos algunos ingredientes irritantes, lo cual es poco recomendable para alérgicos o pieles sensibles.

En mi caso, he tenido algunos problemas por este motivo, ya que algunos días que tenía el cutis peor he notado molestias y escozor al aplicarla.

Textura y envase

Más allá de su composición, hay que fijarte en otros factores. Para empezar, su textura, que es bastante agradable, ligera, untuosa y fresca, se absorbe con facilidad y no resulta pegajosa o molesta.

Y, aunque es cierto que está algo perfumada, es un aroma tan sutil que en realidad nunca llega a resultar especialmente molesto.

El problema es que su clásico formato en bote de cristal de rosca -que contiene 20ml- es poco higiénico, ya que al tener que meter los dedos en el tarro, es fácil que el producto se contamine.

Aún así, cuenta con una pequeña espátula, por si prefieres usarla en vez de las manos. Pero el problema sigue siendo parecido y, además, su uso es poco cómodo. Al menos a mí no me salía natural aplicarme el producto de esta manera.

¿Cómo se debe aplicar correctamente?

Respecto a su uso, como el de toda crema de estas características, es bastante simple. Lo primero que debes hacer es que debes tener el rostro limpio y seco.

Después, simplemente coge una pequeña cantidad (insisto, con el dedo y con la espátula) y aplícala en la zona del contorno de los ojos. Hazlo con cuidado, dando pequeños toquecitos. Y deja que se absorba en su totalidad.

Eso sí, ten muchísimo cuidado, ya que no puede caer en el interior de los ojos, ya que la sensación de escozor es terrible, ¡y hablo por experiencia propia! Evita también el contacto con las pestañas y, en caso de accidente, límpiate con abundante agua tibia.

No olvides que debes ser constante para notar resultados, así que inclúyela en tu rutina diaria, usándola tanto por las mañanas recién levantada como por las noches.

Valoración final: ventajas y desaciertos

Como ya he dicho, la he usado durante varios meses, así que puedo asegurar que funciona con matices. De entrada, hidrata súper bien la zona y eso se nota desde el principio.

Con el paso del tiempo también he ido notando que, aunque la ojera no se ha reducido, sí que ha disminuido su rigidez, al igual que me ha sucedido con las arruguitas causadas por las líneas de expresión.

Personalmente, eso era lo que más buscaba, ya que mis ojeras tampoco son especialmente oscuras, así que los resultados obtenidos son suficientes.

¿Que no te convence? Pues debes saber que por su módico precio -¡cuesta tan solo 4,50€!- es una buena opción que probar, ya que, en caso de no funcionarte bien, tampoco supondrá una gran pérdida económica.

También te gustará saber cómo eliminar las ojeras con ácido hialurónico.

En mi caso, de todas formas, sin duda la recomiendo, ya que calidad/precio me parece que ofrece unos grandes resultados. No asombrosos, pero sí adecuados. Aunque si eres de piel sensible, mejor que tengas cuidado y pruebes en una pequeña zona antes de usarla.

Una buena opción alternativa: el contorno de ojos Nezeni Cosmetics

Como no estaba convencida al 100% y prefería buscar algo más natural y, por tanto, menos dañino para mi piel, decidí volver a indagar en Internet. Y así es como di con el contorno de ojos Nezeni Cosmetics.

Ya conocía la marca por las buenas críticas que había leído online. Así que, teniendo en cuenta que posee ingredientes naturales y concentrados, me lancé a probar el producto.

Lo primero que noté es que mi piel no se ha enrojecido ni un poquito. Tampoco me ha picado en ningún momento. ¡Y mira que en mi caso es difícil! Esto se debe a que no tiene elementos irritantes y a que es bajo en conservantes, además de contar con una fórmula hipoalergénica.

En esta ocasión también nos encontramos con una crema ligera y agradable de aplicar, que se absorbe bien y otorga una sensación de frescor inmediata, como también me paso con el contorno de Clarins. Y, de nuevo, su ligera fragancia es más una ventaja que un inconveniente.

Encima, su packaging es realmente cómodo. Viene en un envase de plástico hermético que, encima, es ideal para conservar las propiedades de los activos.

Al ser opaco y airless, no puedes introducir las manos para tocar el producto, lo que lo convierte en una opción muy higiénica. Esto no complica su aplicación, ya que tiene un cómodo dispensador del que obtener la cantidad necesaria.

Es cierto que tiene un precio algo más elevado, ya que ronda los 35€ por 15ml de producto. Pero es que la calidad se paga y, teniendo en cuenta lo que dura y que es realmente efectivo, tampoco me parece caro.

Y ese es el punto fundamental: los resultados. En este caso, tras haberla usado menos tiempo, he notado mejores efectos y más rápidos. He sentido mi piel más firme y con menos arrugas, así como los ojos menos hinchados.

Por eso, si tienes la piel sensible o buscas unos resultados notables, no puedo más que recomendarte que le des una oportunidad al contorno de ojos Nezeni Cosmetics. Te sorprenderá saber todo lo que puede hacer este producto por ti.

Pero si quieres conocer las mejores opciones, echa un vistazo a los mejores contornos de ojos del mercado, entre los que destaca el de Nezeni Cosmetics.